Skip to main content

Levantá mas pesas, conseguí mas parejas – UCLA

Extracto

A las mujeres no solo le gustan los hombres musculosos – también se les tiran.

Los hombres que tienen mas músculos que el promedio tienen muchas mas posibilidades de tener sexo casual y varias parejas sexuales, al contrario de sus pares mas delgados, según un nuevo estudio publicado por la UCLA en el Boletín de Agosto de Personalidad y Psicología Social.

“Si estas intentando entender por que los hombres – especialmente los jóvenes – pasan tanto tiempo en el gimnasio, esta es tu respuesta”, comentó David Frederick, investigador principal de la UCLA y candidato al doctorado de Psicología para la misma Universidad.

“El estereotipo es que el hombre ejercita duro para competir con otros hombres, pero nuestra investigación nos sugiere que levantar pesas es una forma de que el hombre mejore su atractivo hacia las mujeres”.

La serie de estudios, realizados por Frederick y su co-autora Martie Haselton, una profesora adjunta de la UCLA sobre Estudios de Comunicación y Psicología, son los primeros papers publicados que realizan una cuantificación asociando la muscularidad del hombre y su éxito en tener relaciones.

La investigación duró cuatro años y también cuantificó científicamente por primera vez las percepciones de las mujeres sobre la importancia de la musculatura en cuanto a seleccionar parejas para el corto (casuales) y largo (relaciones) plazo.

“La mayoría de las investigaciones sobre selección de pareja se enfocan en qué encuentran atractivo los hombres”, dijo Haselton. “Esta investigación muestra que las mujeres le dan mucha importancia a la atracción. Las mujeres se fijan en la musculación cuando escogen con quien acostarse.”.

Frederick y Haselton lideraron un equipo que fotografió a 99 estudiantes hombres. Un panel de jueces independientes puntuaron a los hombres en una escala de 9 puntos, siendo “1” mucho menos musculoso que el promedio y “9” siendo mucho mas musculoso. Los investigadores procedieron entonces a consultar a los hombres sobre sus historias sexuales.

Cuando se compara a los hombres mas musculosos contra sus pares menos musculosos, encontraron que los primeros tenían el doble de posibilidades de haber tenido mas de tres parejas sexuales en sus vidas (hasta el momento del estudio).

En otro estudio, Frederick y Haselton entrevistaron a 120 estudiantes hombres para que se puntúen su propio físico utilizando la misma escala que el estudio anterior, luego procedieron a consultarles sobre sus historias sexuales.

Los hombres que se identificaban a si mismos como musculosos no solo tuvieron mas sexo que sus pares menos fornidos, sino que ademas tenían el doble de posibilidades de haber tenido sexo casual y sexo de una sola noche con mujeres. La diferencia de parejas sexuales que tuvieron los hombres mas musculosos fue también notable: reportaron un promedio de cuatro parejas, comparado con un promedio de 1,5 parejas de los hombres que se identificaban como menos musculosos que el promedio.

En un estudio similar, Frederick y Haselton entrevistaron a 60 estudiantes hombres una pregunta extra: ¿Cuantos amoríos tuvieron con mujeres que estaban de novias en el momento de estar con ellos? La musculación también fue importante aquí. Los hombres mas musculosos tuvieron el doble de posibilidades que la de sus pares menos fornidos de haber tenido sexo con la novia de otro.

Los investigadores, adjuntos al Centro de Comportamiento, Evolución y Cultura de la UCLA, dicen que sus conclusiones respecto al a musculación son consistentes con resultados de otras investigaciones sobre características sexuales secundarias de otros animales, tales como la cola del pavo real utilizada para llamar la atención.

“Todo el mundo sabe que la Testosterona es una hormona que promueve la fuerza en el hombre, pero menos sabido es le hecho de que la hormona también se asocia con un peor funcionamiento del sistema inmunológico” comenta Frederick. “Se cree que las características sexuales secundarias evolucionaron como forma indicar la calidad genética del individuo, ya que demuestra una habilidad de florecer frente a condiciones adversas. Los hombres que tienen el suficiente buen estado físico como para resistir los efectos negativos de la inmunosupresión tienen que estar en muy buena forma y por lo tanto es mas probable que transmitan esa cualidad a su descendencia que los hombres menos musculosos”.

“Los científicos evolutivos hace tiempo mantienen que las características sexuales exageradas – tales como los músculos muy grandes en los hombres – son señales que indican una mayor posibilidad de tener descendencia o éxito reproductivo” comenta Haselton. “En una era donde los avances médicos juegan un papel tan importante en la supervivencia y la salud de los niños y donde tanta gente utiliza anticonceptivos, no es claro que esos genes continúen ofreciendo beneficios reproductivos. Pero las mujeres de hoy continúan sintiéndose atraídas a los hombres musculosos, de la misma forma que sus antepasados lo hubieran hecho, porque esa es la forma en la que evolucionamos.”.

Interesante fue también la forma en la que las mujeres reaccionaron a los hombres musculosos. Cuando a 141 estudiantes mujeres les fueron presentadas seis siluetas estandarizadas de hombres entre mas y menos musculosos, las mujeres identificaron de forma consistente a los mas musculosos como mas difícil de que se comprometieran en una relación y también mas volátiles y dominantes. En el estudio las mujeres calificaron a los hombres “tonificados” – aquellos físicamente dos puntos por debajo del nivel mas musculoso – como aquellos mas atractivos sexualmente.

“La musculación moderada en los hombres de muestra que si bien están en buena condición física, no están tan sobrecargados de testosterona como para ser demasiado volátiles, agresivos o dominantes” comentó Frederick. “Las mujeres parecen ser capaces de sopesar las buenas y malas trazas masculinas simplemente basándose en sus propias experiencias”.

Sin embargo, en un estudio realizado por Frederick y Haselton sobre 82 colegialas, la mayoría de ellas reporto que sus parejas casuales eran mucho mas musculosas que sus parejas estables. Caracterizaron a sus parejas estables – y presumiblemente menos musculosos – como mas confiables y románticos que sus amoríos casuales.

“Esto sugiere que el enfoque del chico dulce y romántico funciona mejor para los hombres menos musculosos” comenta Frederick. “Los hombres musculosos no necesitan hacer ese tipo de esfuerzo, especialmente para las relaciones casuales”.

-UCLA- MS309

(enlace al original en ingles)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: