Skip to main content

El peso de controlar

Una de las principales ideas que ofrecí desde que empecé este blog es la sobrecogedora influencia del imperativo femenino sobre la sociedad. Es un tema recurrente sobre mi visión sobre las relaciones entre los sexos porque creo que realmente es el ambiente que aceptamos por defecto. Las mujeres, claramente, tienen muy pocas razones para cuestionar la importancia de su propio imperativo cuando les sirve, y los hombres se ven poco dispuestos a analizar el tejido social en el que viven si intuitivamente sienten que eso puede hacer que se les rechace intimidad, sexo o afirmación social. Desenchufarse de la Matrix femenina es un acto de voluntad.

Mi eufemismo cuando me refiero a los detalles y convenciones sociales del imperativo femenino es llamarlo “mundo de chicas”, y creo que mis lectores interpretan el incremento del feminocentrismo como algo único que pasó solo en finales del siglo 20 hasta el presente en el que nos encontramos, no creo que esa interpretación tome en cuenta la directiva o motivación principal que demanda el imperativo femenino, algo que este ha demandado desde antes de nuestra feminización actual.

Esa motivación es el control.

Riesgo vs. Seguridad

Es muy fácil pensar que esa necesidad por el control de lo femenino es simplemente una búsqueda de poder, y aunque en cierta forma es cierto, esto sería interpretar esa necesidad desde una perspectiva masculina. Los hombres tienden a querer poder; poder sobre los demás, sobre sus propias vidas, para afirmar su estatus, estima, influencia, etc. Desde la perspectiva femenina, sin embargo, puede haber una minoría de mujeres que desean realmente ese poder masculino, pero la gran mayoría busca control en el sentido de que buscan satisfacer una necesidad innata de su propia seguridad. Para las mujeres la seguridad viene en diferentes variantes, financiera, emocional, autoestima, etc. Pero su necesidad de control nace de minimizar el riesgo y la incertidumbre que están asociadas a conseguir esa seguridad.

A partir de una combinación entre la testosterona y su proceso neuronal, los Hombres prosperan y crecen en toda actividad donde haya toma de riesgos – tenemos una propensión hacia los comportamientos que se benefician del riesgo. Y somos capaces de hacer cualquier cosa para poder tomar riesgos. El impulso primario de las mujeres es el de evitar los riesgos; al ser el vehículo principal por el cual la siguiente generación va a aparecer y ser criada, es lógico que el software neural y bioquímico de las mujeres haya evolucionado hacia la aversión al riesgo. Al buscar seguridad, las mujeres desarrollaron y evolucionaron su propio set de propensión a la seguridad. Por lo tanto, se terminaron volviendo el sexo con capacidad mas desarrollada para la comunicación, por esa necesidad de poder tomar la decisión mas segura de la que disponga en cada momento.

Con el catalista que fue la revolución sexual, la dinámica de poder se movió hacia el imperativo femenino de una forma nunca vista en sociedad. Una vez liberadas de las normas sociales, las mujeres fueron alentadas por lo femenino (y sus nuevos simpatizantes masculinos) a perseguir su propia independencia de la forma que le guste, pero lo que generaciones de mujeres hicieron con esta nueva libertad fue perseguir mas fuertemente todavía hacia lo que fueron diseñadas después de cientos de miles de años de evolución psicológica, a consolidar su propia seguridad.

Cada ley que los hombres ven como terriblemente misandrista, cosas como las leyes de divorcio (división igualitaria de bienes aunque uno haya ganado mas que el otro), cuota de alimento, custodia de los chicos, cuotas mínimas de empleo, #NiUnaMenos, etc, parten de la necesidad innata que tienen las mujeres por su seguridad. Prácticamente todas las convenciones sociales femeninas fueron diseñadas para que las mujeres consoliden una seguridad a largo plazo para ellas mismas. La seguridad es la razón por la que buscan el control. Si pueden controlar las opciones, controlar el riesgo, controlar las precondiciones de las futuras decisiones que tomen, pueden consolidar mucho mas su necesidad de seguridad. El mundo de las chicas, nuestra sociedad moderna y feminista, moldeada por el imperativo femenino, se fundó con la idea de lograr un mejor ambiente para que las mujeres utilicen este control y logren obtener mucho mas fácilmente la seguridad que necesitan.

Cada marido intimidado que termino abdicando su encuadre para apaciguar a su esposa lo hace porque ella no confía en el como para darle el control de su seguridad. Alentadas tras generaciones para ser mujeres independientes y auto-suficientes, y combinado eso con generaciones de ridiculizacion de lo masculino, termina tomando como regla que no se puede confiar en que los hombres le provean seguridad. Y para poder cumplir con esa necesidad, se ve forzada a tomar las riendas como precondición a cualquier tipo de unión o casamiento, a pesar de querer un hombre que lo haga por ella.

A los hombres se los avergüenza al no ser el tipo de hombre que las mujeres esperan que sean cuando parecen incapaces de proveerles seguridad. En el mundo de las chicas esto se convierte en una norma preconcebida, lo hombres no lo hacen así que tenemos que hacerlo nosotras (proveer seguridad).

Reescribiendo la evolución

Sin embargo lo confuso de toda esta movida en el empuje por el control femenino es la influencia de los Hombres y su cooperación en contra de su propio imperativo sexual. Ya sabemos que son los Hombres quienes definen qué es sexy en la mujer (y viceversa). Pero en el mundo de las chicas esto es una afrente; las mujeres necesitan controlar los deseos del hombre para poder volverlos obedientes a sus necesidades generales de seguridad. La hipergamia no puede funcionar eficientemente si se le permite a los hombres definir el valor de las mujeres en el mercado sexual. Esa necesidad de controlar se ve exacerbada por la innata disposición biológica que tienen los hombres a preferir a las mujeres que a ellos le parecen sexy. ¿La solución? Reescribir las reglas sociales para que definir que tienen permitido los hombres encontrar como sexy. Y así llegamos a la ofensiva feminista para hacer que los hombres se interesen por “cómo es por dentro” y definir todo lo que le genera atracción física al hombre como “superficial” y “vacío”. Es la mayor demostración de arrogancia y solipsismo del imperativo femenino el pensar que puede reescribir las indicaciones de atracción que los hombres fueron evolucionando durante siglos.

Derechos

La forma en que lo femenino se siente con derecho a todo es un tema candente en la hombresfera, pero es un elemento que creo que esta faltando en la discusión sobre el rol que juega la seguridad femenina en toda la sociedad actual. Esa sensación de tener derecho a todo es una extensión de esta necesidad de controlar – los hombres le deberían deber a las mujeres el darle seguridad siempre que puedan, ya sean pareja o no, les gusten o no, y están enojadisimas por que eso no sucede.

Y se puede ver claramente que estamos en una pendiente ascendente de una ofensiva femenina por el control, como muestra un botón, el nuevo sitio de ‘citas’.

Tawkify.

La premisa es una descripción abierta de la necesidad de seguridad y control a la que las mujeres sienten que tienen derecho a tener y que los hombres están obligados a darle. ¿La premisa?

Le das al sitio tu nombre, teléfono y email. Recibís un código en el celular, completas diez preguntas – edad, donde vivís, sexo, etc. – y subís una foto. Por último seleccionas si querés un match o tres (uno sale USD8 y tres USD15), y pagas, listo. Los dueños del sitio van a matchearte personalmente con alguien basándose en la información que proveíste y vas a poder tener una charla telefónica de siete minutos con ellos el Lunes siguiente.

Lo bueno es que nadie espera que una mujer a que adapte una foto de si misma en beneficio de un hombre. Sus intereses dependen enteramente del factor de control del ‘casamentero’ y la determinación de ella de aceptar o no al hombre que le ofrecen. ¿Y qué motivación dan los creadores para haber empezado este servicio?

LAS MUJERES ESTÁN ENOJADAS. Las mujeres hablan sobre hombres, hombres jóvenes, hombres con quienes quisieran salir y casarse, y vaya que están enojadas. Esto es lo que dicen: “Lo único que quieren es sexo. No les importa nada las relaciones.” “Son muy vagos” “Lo único que hacen es jugar a los jueguitos” “No son hombres, son nenes”. Las mujeres están un poco perplejas. Son buenas chicas. Siguieron todo al pie de la letra: les fue bien en la escuela, fueron a la universidad, salieron, consiguieron un trabajo, empezaron a buscar a alguien especial con quien compartir su vida, y… “Conocí un chico la otra noche. Era muy lindo, inteligente. Tenia 28. Todavía vive en casa. Con su mamá.” Los hombres jóvenes tienen mas del doble de posibilidades de seguir viviendo con sus padres que las mujeres; el 59% de los chicos entre 18 y 24 años y el 19% entre 25 y 34 años viven con sus padres. Según la encuesta de hogares, hay 64.000 jóvenes hombres solo en Filadelfia que ya nunca dejaron el nido o que ya regresaron a el. Y todos tienen a sus madres, ex novias, abuelas, padres y otros amigos y conocidos preocupándose por su condición.

En si, el fundador del sitio, E. Jean Caroll, tomó el modelo feminista de ‘hacete hombre’ y lo llevó al campo de las citas en forma de un nuevo paradigma como una especie de masculinidad evolucionada – monetizando al mismo tiempo la inseguridad de las mujeres sobre los hombres infantiles, reforzando el sentido de derecho por encima de todo de las mujeres y absolviéndolas de las decisiones que hagan que las pongan en situaciones incomodas en este nuevo paradigma. En si, Carroll vende citas hipotéticas con hombre “de verdad” que tienen los medios para proveerles a las mujeres la seguridad que les deben. Y de nuevo se repite el tema; no se puede confiar en que el hombre te provea seguridad chicas, así que Carroll se va a asegurar por ustedes.

(enlace al original en ingles)

Ley 9 – Ganale a los demás con acciones, no palabras

Esta entrada es la parte 9 of 13 de la serie 48 Leyes del Poder

Cualquier triunfo momentáneo que pienses que obtuviste en una discusión termina siendo una victoria Pírrica: el resentimiento y rencor que causaste termina siendo mas fuerte y durando mucho mas que cualquier cambio de opinión momentáneo. Es mucho mas poderoso lograr que los demás estén de acuerdo con vos a través de tus acciones, sin decir una palabra. Demostrá, no expliques.

Tomemos de ejemplo al ingeniero en Atenas que recibe ordenes de su comandante Mucianus para enviar el mástil del navío mas grande para usarlo en el asedio del pueblo de Pergamus. El ingeniero discutía que lo que el comandante necesitaba no era el mástil mas largo, sino el mas pequeño, ya que este se adaptaba mejor a la tarea. Mucianus se enfureció y mando a traer al ingeniero que insistía en explicarle sus razones a favor del mástil mas pequeño. Por su desobediencia, fue azotado hasta la muerte. El argumento del ingeniero cayó en oídos sordos. A nadie le importaba si era mas prudente o no usar el mástil mas pequeño. El hecho que importaba era que un comandante de mayor rango le dio una orden y el decidió que insultar su inteligencia y discutirle algo era mas importante.

Al contrario de Miguelangel, el ingeniero no ejercía sus ideas forma indirecta. Cuando el intendente de Florencia, Piero Sorderini le pidió a Miguelangel que la nariz de la escultura del joven David que había comisionado era muy grande, no discutió de que la nariz estaba perfecta, simplemente llevó al intendente al andamio y empezó a hacer de cuenta que cambiaba la nariz. Sorderini quedó complacido y nadie termino ofendido.

Dos efectos a largo plazo de tus palabras

  1. Resentimiento: Cuando la gente coincide con vos educadamente, pero realmente piensan algo totalmente diferente.
  2. Ofensa: Dijiste algo neutral pero dependiendo del humor de la otra persona termina siendo malinterpretado.

Ya escuchaste el antiguo refrán: “Las acciones dicen mas que las palabras”. Las acciones y demostraciones son mucho mas poderosas que cualquier retórica que pueda salir de la boca de uno. No hay palabras ofensivas, no hay posibilidad de ser malinterpretadas. Nadie puede discutir la prueba que se demuestra. Como decía Baltasar Gracias: “La verdad suele verse a menudo y escuchada muy poco”.

Sin embargo, mas allá de las acciones, la persuasión mas poderosa es la simbólica.

Los símbolos como la bandera o la historia mítica de un monumento es algo que todos entendemos sin intercambiar una sola palabra. Henry Kissinger, quien en 1979 se fue repentinamente de una intensa reunión con los Israelíes para volver al desierto de Sinai, a ver un antiguo lugar en Masada. Masada es el lugar donde siete mil guerreros judíos se suicidaron antes de rendirse a las tropas Romanas en el año 73. Los Israelíes sabia que el mensaje de Kissinger era mucho mas que una advertencia; también había un significado emocionalmente simbólico que los hizo pensar mas seriamente que cualquier tipo de retórica oral que el hubiera podido ensayar.

Elegí sabiamente tus batallas

A veces es mejor conservar tu energía e irte. También hay momentos donde el calor de una discusión te puede beneficiar. Por otro lado es ventajoso discutir con todas las convicciones que puedas lograr. Cuanto mas emocional, mejor, especialmente cuando quedas atrapado en una red de mentiras, necesitas llevar a la otra persona a la discusión para distraerla y confundirla.

Fases de una discusión falta pero convincente

  1. Fingí ignorancia: Como el estafador Victor Lustig, que venia cajas por $10.000 diciendo que las cajas fabricaban plata. Cuando el Sheriff Richards del Condado de Remsen, Oklahoma lo enfrentó diciendo que las cajas no funcionaban, el actuó como si no creyera lo que le decían. Hasta terminó preguntándole al Sheriff si había operado la caja correctamente. Esta es la forma de plantar una duda en la mente del ofendido.
  2. Dale una vuelta técnica o algo de retórica en la mentira: En el caso de Lustig, era un maestro en la forma en la que describía la caja. No era mas que un montón de tonterías técnicas que confundían mas al Sheriff, quien terminó bajando su guardia por su propia inseguridad sobre el funcionamiento de la caja.
  3. Ofrece algo a cambio de nada: Lustig le ofreció devolverle el dinero al Sheriff y luego ir al pueblo a arreglarle la caja aunque sabía que la caja nunca funcionaría y que el dinero no era real. Desarmó una situación que podría haber sido mortal para el. Había ganado la discusión y logró encarcelar al Sheriff por intentar pasar dinero de contrabando en el proceso.

(enlace al original en ingles)

Modelos Mentales: Abundancia vs Escasez

Si te podes imaginar feliz a pesar del rechazo, entonces, el poder del “no” pierde toda su fuerza y logras ser independiente del resultado

Dada la formación del sistema en que vivimos y la forma en la que se dan las cosas (mayormente, desigualdad social y una ideología contraproducente que se encuentra institucionalizada), la energía que la gente suele emanar es negativa. La energía negativa actúa n repelente, si los demás son negativos crónicos, lo que vos querés hacer es evitarlos de la misma forma en que si vos sos insistentemente negativo los demás van a hacer todo lo posible por evitarte. La negatividad es sinónimo con la impotencia y esta a su vez es la mayor expresión de la escasez. La escasez nunca es atractiva, ni social ni sexualmente.

Cuando te encontrás a una persona positiva, vas a ver que ellos: son conscientes del juego y tienen un nivel razonable de control sobre su propia vida (lo suficientemente privilegiados y/o inteligentes como para ser libres), demasiados estúpidos para entender su propia impotencia, o rechazando activamente a la realidad y sobre-imponiendo una proyección de fantasía en su lugar. Mucha gente, mayormente los hombres beta y las mujeres, optan por la idea de la fantasía como su realidad preferida, son buenos racionalizando el deseo y la idealización como un hecho sin importarles si tales ideas fueron o experimentadas o siquiera probadas.

La gente tiende a ser mayormente negativa porque sin la ilusión ni el escapismo que los mantenga ocupados, se encuentran existiendo en un estado de escasez, esta es gente que vive sus vidas sintiéndose constantemente impotentes, y cuando uno se siente tan impotente que deja de tener ambiciones de poder, evitan la realidad escondiéndose de ella en una fantasía, en lugar de aceptarla y usar la concientización que causa aceptar la realidad para construir una base de poder mínima. Son el tipo de gente que siempre sienten que sufren el resultado de las cosas en lugar de ser la causa de ellas, es una forma de pensar mayormente beta, contraproducente, auto-destructivo y evasivo, en lugar de perseguir la mejora constante. Rechazar la realidad es el camino mas rápido a la debilidad.

En las clases trabajadoras, la gente suele no tener suficiente plata para pagar las cuentas, ni tienen plata para pagar la renta y bla bla bla, es la razón por la que una gran parte de la población en general es negativa, ya que el grupo social mas grande es la clase trabajadora. Y esto es a causa de la misma naturaleza de su propia impotencia, la pirámide siempre es mas ancha cuando mas abajo estas. En los grupos sociales mas bajos, no se pueden cubrir las necesidades básicas y la inhabilidad de cumplir con estas necesidades resulta en una frustración mórbida que se traduce en una negatividad contagiosa y parasitaria. Este es el ambiente donde mayor concentración de escasez se da en la sociedad moderna y también es donde la energía negativa suele prosperar. La clase trabajadora ve al mundo a través de un filtro de escasez material y esto se mezcla en sus interacciones sociales causándoles que perciban a la gente desde una posición propia de inferioridad.

Subiendo a la clase media y los problemas materiales de escasez ya no son un problema, las necesidades básicas se pueden cubrir, así como cosas que se consideran un lujo para la clase trabajadora pero esencial para la clase media, cosas como “un buen auto”, “un celular como la gente” y un viaje al exterior al menos una vez al año. Sin embargo a pesar de cubrir sus necesidades básicas y de tener sobrante de ingresos, a la clase media se le vendió un estilo de vida mucho mas opulento y lujoso del que viven, la misma naturaleza del consumismo es crear un apetito insaciable de bienes de lujo, así es como la clase media sufre de una “escasez de lujos” que en esencia es la “escasez material” de la clase social, pero potenciada.

Le podes echar la culpa a los programas de reality por publicitar agresivamente la “escasez de lujos” a la clase media, y así decir que su impotencia no se basa en una verdadera escasez sino de que su negatividad surge del celo, del deseo de tener solo lo mejor que la sociedad le puede ofrecer en conjunto con una inhabilidad de poseer ese coche Bugatti o loft con vista al mar. Envidian a los ricos, ignoran a los pobres y se sienten legítimamente “pobres” porque al ignorar a los “verdaderos pobres” y enfocar todo su envidia en los ricos, dentro de su propio mundito son por contraste de su propia subjetividad y percepción, los menos pudientes. La ironía es que estas personas tienen mucho mas que al menos la mitad de la población que vive en la pobreza trabajadora. Su mentalidad de escasez tiende a permearse en el medio, aunque este basado en la envidia y los celos y no este basado en racionalismos como la clase trabajadora.

Cuando subís a la clase alta/rica por supuesto te encontrás con una abundancia de recursos, sin embargo mucha de la gente de esa clase vive con una mentalidad de escasez. Tienen tanta riqueza que no tienen ni pobreza material y de lujos, sino que tienen “pobreza de amores”, no están seguros de en quien confiar, y terminan volviéndose paranoicos, cínicos y escépticos porque tienen mucho que perder. La inseguridad de un rico también se manifiesta cuando se comparan con los súper ricos, 5 millones no parece mucho para un tipo que tiene un amigo con 50 millones, aunque 5 millones sea suficiente como para no laburar mas en la vida y aun así tener un buen pasar.

Mientras que la gente de clase media se comparan contra los millonarios, un millonario se compara contra un multimillonario y a su vez este se compara como una billonario. ¿Con quién se compara un billonario entonces? Un dios, una mega celebridad o una figura históricamente relevante. Hay un apetito insaciable de gloria que se manifiesta como escasez en la mayoría de la humanidad, incluso entre los ricos. La escasez entre los ricos se manifiesta como inseguridad, siempre hay alguien mas rico o mas poderoso y si no se enfocan en aquellos que están mejores que ellos, se enfocan en aquellos apenas menos poderosos que significan un peligro para su posición y posesiones. Ser rico es estresante, pero por otras razones, y la escasez es emocional, no material. Lo que sufren los ricos es la escasez en la conexión humana, por el simple hecho de ser tan ricos materialmente. La confianza se vuelve en un problema real (¿Solo le intereso por mi plata?) y la aislación se convierte en parte de la vida, incluso a nivel familiar.

La realidad es que no importa en que posición estés dentro de la sociedad, la energía que la gente lleva encima es por defecto negativa. La energía negativa esta en todos lados y esa es la razón por la cual una persona cargada de energía positiva es como un faro en un mar de tinieblas, la gente se ve atraída a la positividad que elegís exudar cuando internalizas una mentalidad de abundancia.

Sin embargo esa atracción no siembre va a ser bienvenida.

Algunos van a querer hacerse amigos tuyos y pasar el tiempo sufriendo en tu aura mientras intercambian chistes y buenas sensaciones. Otros se van a sentir ofendidos de que estés tan feliz y van a intentar contaminar tu energía con negatividad. En mi vida me acusaron muchas veces de ser “demasiado energético” o “muy animado” o continuamente hostigado con “estas drogado?” o “por que tan contento?” por personas que se sentían atraídas a mi estado mental positivo por las razones equivocadas, con celosía en lugar de entusiasmo. Hay una porción bastante importante de la sociedad, más allá de los limites de clase social que se sienten perfectamente cómodos con la miseria y se dedican a perpetuarla, a menudo, por simple hábito, sin ser conscientes. Son tanto obreros que no llegan a fin de mes, docentes universitarios como dueños de yates. Evitá a estas personas a toda cosa y, mas importante aún, evitá volverte esa persona vos mismo.

La cantidad de gente que tenes en tu vida no está vinculada a la cantidad de energía que tenes. La calidad de la gente es lo que es relevante para poder poseer un aura positiva. Cada persona debería tener un propósito y todos agregarle algo a tu vida. Los mediocres no tienen lugar en la vida de las grandes personas, solo son una audiencia sin rostro, odiando y criticando, son espectadores desmerecedores de recibir compañía. No juegan al juego y no sirven ni para ayudarte en él. Es mucho mejor no tener gente negativa en tu vida mientras te concentras en controlar tu propia energía hacia un estado positivo antes que tener que aguantar la negatividad desgastante de los impotentes, los irritantes, los rencorosos. Hay muchos tipos de personas toxicas ahi afuera, demasiado fácil de encontrarse con uno.
Este es el tipo de personas que viven en la desesperanza, que se la pasan quejándose sobre cosas que no pueden cambiar, criticando cosas, sintiéndose ofendidos por simple temas de conversación, aquellos que no se sienten motivados, que navegan sin rumbo, usualmente críticos de casi todo y fácilmente irritables a la vez que ellos mismos son increíblemente irritantes. Este tipo de personas son tóxicas, signos de peligro vivientes.
Vos deberías ser el centro de tu propio universo, debes ser “yo-céntrico”, no quiere decir que seas un narcisista insoportable que se la pase declarando su individualidad sobradamente para que el mundo lo admire. Pero si deberías enfocarte en vos con un criterio estricto sobre a quien dejas entrar en tu vida. Si te querés convertir en una persona de calidad, tenes que asociarte naturalmente con otras personas de calidad. Evita a los individuos de poca calidad que le agregan poca distinción a tu vida, y cuando tengas que interactuar con la plebe, mantené tus interacciones breves. La persona promedio suele vivir en escasez, mientras que para construir una mentalidad de abundancia no es necesario que pongas en peligro esa construcción por aquellos que viven en una prisión psíquica. A fin de cuentas la diferencia entre aquellos que ven al mundo desde la escasez y aquellos que lo ven desde la abundancia es simplemente la liberación. Aquellos que ven al mundo desde una visión de escasez se encuentran en una prisión mental, a menudo se oprimen a si mismos con patrones de pensamiento que los llevan a tener ciclos de retroalimentación negativa. Mientras que aquellos que tienen una mentalidad de abundancia se dedican a mejorar su situación.
Las personas con una mentalidad de escasez suelen exhibir:
  • Exudan desesperación como resultado de perseguir imposibles sociales. Persiguen a las mujeres.
  • No pueden mantener el relato.
  • Pierden mucho tiempo viviendo mentalmente en el pasado. Repasando una y otra vez cosas que no pueden cambiar.
  • Tienen remordimientos profundos que les destruye su confianza en si mismas.
  • Son reacios a tomar riesgos, se auto-sabotean. Baja Testosterona.
  • No creen en su habilidad de tener éxito lo cual se traduce en reticencia, procrastinación y falta de confianza en si mismos.
  • Tienen miedo al rechazo.
  • Necesitan validación externa de su grupo social para sentirse contentos, son inseguros y se apoyan en los demás.
  • Se perciben a si mismos y al mundo a su alrededor con faltantes en lo que importa, lease la felicidad y la oportunidad.

 

Las personas con mentalidad de abundancia exhiben:

  • Son despreocupados e indiferentes, a veces también arrogantes, suelen no darle importancia a las pequeñas cosas. Reemplazan a las mujeres (en lugar de perseguirlas).
  • Mantienen bien el relato bajo presión.
  • Pasan mucho tiempo viviendo mentalmente en el futuro, solo parando en el presente de a ratos.
  • Tienen ambiciones profundas que ayudan a avivar y la llama de su propia confianza y a motivarlos a actuar.
  • Suelen ser adictos a la adrenalina, buscan el riesgo y tienen comportamientos peligrosos. Testosterona alta.
  • Se obsesionan por ganar y son confiadamente osados.
  • Que alguien los rechace es esperable para ellos.
  • Sienten validación a través de la autosuperación, siempre que mantengan el envión, se van a sentir seguros de si mismos.
  • Perciben al mundo a su alrededor como algo rigoroso, pero conquistable

La mentalidad de escasez es el modelo mental beta; el de abundancia es el alfa. A fin de cuentas, solo te tenes a vos mismo y si tu mente es saboteada por la escasez, tenes que sentirte en peligro y corregirlo. Cuando tengas buena racha, recordá que los buenos amigos y las buenas mujeres son un bono, si te volvés dependiente de tales lujos te volvés débil de carácter, no dependas de tus amigos y mujeres – elegí si quien te va a acompañar en el viaje, pero no dependas de ellos para que te lleven. La auto-dependencia es un componente clave de la abundancia.

Aunque todo este tema pueda sonar enfermizo para muchos, considerar cuán toxica puede ser realmente una gran parte de la sociedad termina siendo tremendamente terapéutico. Interactua bajo tus propios términos, cultivá la energía positiva dentro tuyo y evita la energía negativa que se presenta en los demás. Si no podes controlar con quien y como interactuas, la energía negativa de los demás te va a infectar desde adentro y vas a convertir a tu mente en un enemigo de tu propio deseo, te vas a terminar saboteando a vos mismo. Ser un lobo solitario es simple, un estado limpio. No debería haber lugar para hombres ni mujeres en tu vida que no te aporten algún tipo de valor. Se implacable en tu selectividad, el éxito depende mas de esto que de la popularidad.

(enlace al original en ingles)

Feminismo y la muerte del mentor masculino

Una de las peores fallas de la sociedad moderna es haber eliminado al mentor masculino a partir del imperativo femenino de destruir el espíritu de los niños jóvenes. Las mujeres hicieron tan buen trabajo que hasta hay hombres que sostienen pancartas como “Soy feminista porque la masculinidad da miedo”. Fallamos en proveer de una salida estable para la agresión masculina y evolucionamos hacia un estado de pasividad y tolerancia. Tolerantes de la mierda feminista, de nuestras propias circunstancias, y de no poder tener lo que deseamos. No soy un fanático de Maher, pero cuando dijo “nos anestesiamos mirando deportes y pornografía” tenia razón. En lugar de permitirle a los niños que luchen, peleen, exploren y se esfuercen físicamente, los llenamos de drogas para “no molesten a las niñas” con su masculinidad incipiente. En lugar de hacer deporte, lo miramos por TV y jugamos video juegos, logrando indirectamente… nada. Esto amolda el carisma y la exuberancia juvenil de un chico hacia un adulto inseguro y mentalmente ausente que no tiene calle ni experiencia real de la vida en la cual apoyarse en tiempos de dificultad y crisis. Creamos un estado de “hombres si” hacia las feministas que terminan cediendo a cualquier capricho y berrinche del movimiento. Un “hombre” que tienen tanto miedo a la confrontación, al compromiso, al estar solo que haría lo que sea por evitarlo.

Y no hablo del compromiso al nivel de una relación con una mujer. Hablo del compromiso a tomar una decisión, a un ideal. A decidir hacerse responsable por su propia vida, de educarse, de buscar y encontrar algo por lo que luchar, y progresar hacia cualquiera que sea su objetivo final (un artista, un ingeniero, un atleta profesional). Ya no comprendemos el concepto de moderación cuando pasamos todas las horas que estamos despiertos en Internet, jugando video juegos, y nos enlodamos con cero dirección. ¿Cuántos de nosotros crecimos sin los conocimientos masculinos fundamentales como la historia, la filosofía, el arte, la música, los clásicos, la poesía, Borges, Platón, la Biblia, y otras piedras fundamentales de la civilización?. Estos textos se enseñan porque tienen la propiedad de moldear a los niños jóvenes en hombres educados y enfocados. No necesitas amar al lenguaje para que te guste Borges, y no necesitas ser un religioso para arrancarle un poco de significado y entendimiento a la Biblia. Los Grandes Hombres cómo Aristóteles, Platón, Tesla, Darwin, Miguelangel, Bernini, Borges, Homero, Virgilio, Bach, Mozart, César, Alejandro Magno, se dejan de lado por su “privilegio de ser blancos”. ¿Cuántos jóvenes pueden nombrarte a todos los jugadores del equipo titular de su equipo favoríto? ¿Cuántos científicos conocen? Mientras sigan habiendo hombres con un conocimiento enciclopédico sobre el universo de la Guerra de las Galaxias que no hayan tenido tiempo de leer La Illíada, seguiremos teniendo una cultura en constante decadencia.

No sabemos de estas cosas porque nos fueron negadas por el feminismo. Los conceptos y textos duros fueron reemplazaron por textos fáciles de leer porque no era justo para las chicas que los hechos fueran mas importantes que los sentimientos y las opiniones. Le dimos mas importancia a la sensibilidad que a la verdad. Nos indignamos ante una discrepancia de opiniones. Los ensayos son mas sobre como te hace sentir lo “privilegiado” que tenia Dickens en lugar de examinar críticamente sus novelas. Buscamos el rol en la dictadura de los que opinan diferentes en lugar de ver si lo que está diciendo tiene sentido. El yugo al conocimiento masculino y la introducción del “privilegio” socavó a la civilización de tal manera que el mismísimo significado de la palabra misoginia terminó mutando a “todo lo que la mujer no puede hacer mejor que el hombre”.

Si todavía no la viste, te sugiero que veas la película “El hombre sin rostro” con Mel Gibson. En ella, Gibson hace de un maestro llamado Sr. McLeod que se tiene un serio accidente automovilístico que mata a uno de sus alumnos. Las heridas físicas y la culpa emocional lo vuelven reclusivo e incapaz de procesar su pena y dolor. No es hasta que se cruza a un joven de nombre Chuck Norstadt, que descubre un renacimiento de su pasión por la enseñanza.

Es un film clásico y lleno de material Red Pill. Chuck busca escapar de la locura de la casa de su madre y dos hermanas para ir a un internado, seguir los pasos de su padre y algún día convertirse en un piloto de la Fuerza Aérea. Las mujeres no tiene idea de como manejar ni controlar su energía y exuberancia. Su madre salta de matrimonio en matrimonio, sus hermanas no lo pueden ayudar y el termina perdido en el mundo sin una forma positiva de descargar su masculinidad. La madre no para de salir con betas los cuales no pueden apuntar a Chuck en la dirección correcta, incluyendo a un profesor de Yale que se presenta a si mismo ante el chico diciendo “Llamame solo Carl. Mi ego no necesita nada  de esa mierda autoritaria imperialista post-Hegeliana”. No suena tan fuera de lugar en nuestra sociedad llena de “justicia social” ¿no?.

En McLeod, Chuck encuentra un mentor, un maestro y un amigo. Mientras McLeod le enseña a Norstadt cosas esenciales como la Geometría, el Latín y el Ingles, también le imparte cosas más importantes: el concepto del trabajo duro, la importancia de hacerse responsable de lo que querés, por qué la integridad y la ética son virtudes por las que un hombre debería vivir, y también como aprender a razonar y pensar por uno mismo es la única forma para descubrir el significado de la verdad.
¿Cuántos de ustedes se hubieran beneficiado de un hombre como éste? ¿Cuántos jóvenes hoy en día se beneficiarían? Necesitamos reintegrar el concepto de la sabiduría masculina y volver a educar a los jóvenes, o vamos a terminar creciendo en un mundo débil, extremadamente sensible, y pasivo. Un mundo donde cosas como “violar con la mirada” son palabras legítimas (con las que te pueden meter preso).
Esas no son virtudes de una sociedad en crecimiento, tolerante ni saludable. Es el principio del fin antes de que los verdaderos hombres lleguen de afuera a reemplazarnos a todos.

La regla esencial de las relaciones

Ésta es la regla esencial de las relaciones.

En cualquier relación, la persona con más poder es la que necesita menos del otro.

Ese es el cimiento de cualquier relación, no solo sexuales, sino también relaciones familiares, profesionales, etc. Es una dinámica que siempre entra en efecto. Por mi propio bien y por el bien de mi familia, necesito a mi empleador más de lo que el me necesita a mi, por ende me levanto a la mañana para ir a trabajar para el. Y a pesar de que soy una pieza vital en la continuación ininterrumpida de su compañía y emprendimientos, simplemente me necesita menos de lo que yo lo necesito a el. Claro que podría ganar la lotería mañana o el podría decidir bajarme el sueldo a la mitad o quitarme mis beneficios, o yo podría hacer un máster (MBA) y decidir de que puedo conseguir un trabajo mejor que estar todos los días trabajando para el, así, ya sea por logro propio o por alguna condición externa, terminaría en una posición donde yo lo necesito menos que el a mi. En ese momento se verá forzado a una posición de decidir cuanto valgo yo según sus ambiciones y elegir entre separar nuestros caminos o negociar una forma de continuar nuestra relación.

Lo mismo termina siendo verdad para las relaciones sexuales. Ya sea que quieras basar tu relación en el ‘poder’ o no, no es algo relevante; ya que igual  entra en juego desde el primer momento en que hay algún tipo de atracción. Sos aceptable para ella porque cumplís los criterios que ella se puso para que lo seas, y ella lo es para vos por cumplir con tus criterios. Si no fuera así, simplemente no hubieran siquiera iniciado una relación (ya sea hablar, o tener sexo).
Esta situación, la de medirse uno al otro, es la primera comparación que hacemos con otras personas. Hacemos comparaciones innatas (y a menudo inconscientes) sobre todo, y en el caso de una atracción inicial decidimos si la otra persona es aceptable o no para compartir nuestra intimidad con ella. De ahi en adelante todo es una negociación que requiere de cooperación.

regla esencial de las relacionesLa idea de este principio no es tanto el ‘poder’ sino mas el control.
Es muy fácil caer en el blanco y negro y pensar de que lo que acá llamamos regla esencial de las relaciones es de que uno de los participantes de la relación tiene que gobernar por completo sobre el otro – un dominador dominante a un felpudo sumiso.
El control, en cualquier relación saludable fluye, pasa de uno a otro participante a medida que el deseo y la necesidad de cada uno y de la relación lo dicte. En una relación enfermiza si tenes una manipulación desbalanceada del control por parte de uno de los dos. A pesar de que el control nunca esta en un balance perfecto, se vuelve manipulativo cuando uno de los dos chantajea al otro en lugar de jugar limpio. Las razones del porque el chantaje termina apareciendo son muchas, pero en si, el sumiso se termina condicionando a dejar que la manipulación suceda, y el dominante por su parte inicia la manipulación (se necesita de dos para bailar). De todas formas la regla sigue manteniéndose válida – aquél que necesite menos al otro es el que tiene mayor control. Y esta regla se vuelve evidente en las relaciones interpersonales.

Demasiadas personas asumen que con esta Regla esencial de las relaciones estoy defendiendo el mantener una posición de poder a expensas del otro; lejisimo está esa interpretación de lo que yo abogo. Lo que sí propongo es que la gente – especialmente los hombres jóvenes – se valoren más a si mismos y entiendan mejor la verdadera influencia que tienen en sus propias relaciones (asumiendo de que se deciden a tener una). Ojo, ambos sexos son culpables de manipulación; las mujeres maltratadas vuelven con sus novios/maridos abusivos y los dominados se olvidan de sus ambiciones y sueños a cambio de servirle mejor a sus novias/esposas (¿Cuántos hombres no fueron a trabajar al exterior porque la novia no los acompañaba?). La intención al mostrar esta Regla esencial de las relaciones es la de abrir los ojos a los hombres que ya tengan predisposición a devaluarse a su mismos y que estén dispuestos a poner a una mujer como objetivo en su vida en lugar de verse a si mismos como el PREMIO que tiene que ser conseguido. Siempre es necesario hacer concesiones en una relación, pero es clave darse cuenta cuándo estas son como resultado de una manipulación y cuándo no, es importante ver qué esta en juego y desarrollar una confianza en si mismo que te permita mantenerte firme en esas situaciones. Esta Regla esencial de las relaciones se vuelve esencial entonces para estas situaciones de manipulación.

No hay nada malo en bajarse de una discusión que tengas con tu novia, pero si hay algo mal cuando te la pasas cediendo vos para ‘mantener la paz’ con la idea de que si no cedieras y te mantuvieras firme, ella dejaría de coger (no querés lavar los platos? hoy no cogemos). En sí esta situación es una demostración de fuerza, también conocida como prueba de mierda. Y ya que la que inicia la ofensiva es ella, se termina convirtiendo en la que tiene el control. Nunca vale la pena ceder algo a cambio de ponerla, no solo por el juego de poder, sino porque ademas terminas devaluando tu propio valor frente a ella. Una vez que sentás precedente, además, vas a terminar siendo cada vez menos respetado – el opuesto de lo que la idea popular nos dice, de que ella va a valorar que vos cedas y que por eso te va a premiar (con sexo). Por otro lado, ¿Qué es lo que están cediendo en esta situación? En sí, ella está apostando su propia sexualidad (ya que si no cedes, ella tampoco coge). Si realmente estuviera sexualmente interesada en vos, no amenazaría con algo que también le gusta a ella. Toda la jugada es una sutil prueba psicológica (que demasiados hombres desconocen) para determinar quien necesita más del otro.
No hay mayor sensación de confianza para un hombre que aquel que comprende que no va a ceder a las manipulaciones femeninas, y que tiene la fortuna de poder irse de la relación sabiendo de que igual va a poder encontrar a una mejor pareja que la actual (que no intente manipularlo de esa forma). El hombre con esta mentalidad es el que pasa las pruebas de mierda (y termina cogiendo más, mucho más)

(Enlace al original en ingles)

El mensaje es lo que hace, no lo que dice

Odio la frase ‘Señales Confusas’ o ‘Mensajes Confusos’. En general no hay nada de ‘Confuso’ en la comunicación mas que la falla (adrede o no) de leer entre lineas lo que la mujer le está comunicando al hombre. El hombre promedio suele ‘cazar’ exactamente lo que la mujer implicó con sus palabras, pero toma mucha más práctica para leer su comportamiento y aún más práctica en auto-control en poder aplicar esa forma de comunicación a nuestro propio arsenal. Cuando una mujer pasa de caliente a fría y de vuelta a caliente, ESTE es el mensaje – se arrepiente de lo que hizo, no sos su primera prioridad, esta dudando entre vos y lo que ella percibe como un mejor prospecto (otro hombre), eras más lindo mientras estaba borracha, etc. – el mensaje no son los ‘que pasaría si’, el mensaje ES su propia vacilación y la manera en que su comportamiento lo manifiesta. ¿Diez citas antes de tener sexo? Ese ES el mensaje. ¿Cancelar citas? ¿Dejarte plantado? ¿Pasar de mucho a poco interés? Ese ES el mensaje.

Las mujeres que están muy interesadas en vos no te van a confundir. Cuando una mujer te quiere coger va a encontrar una forma de hacerlo. Si fluctúa entre estar atrás tuyo y no estarlo, enfriala un tiempo y girá otros platos. Si lo resuelve por si misma y te vuelve a buscar, entonces vos todavía vas a estar operando en tu propio relato y tenes la posibilidad de mantener el valor de tu atención por ella. Pero cuando esperas pacientemente perdiendo tu tiempo mientras te preguntas cuál es la fórmula mágica que la va a hacer decidirse por vos, es ahi cuando te inclinas hacia su relato. Vos la necesitas mas a ella que ella a vos y por ende ella va a ser la que dicte los términos y condiciones de darte su atención a vos.

Lo que la mayoría de los hombres piensan que son ‘mensajes confusos’ o comportamiento confuso de parte de una mujer es simplemente su inhabilidad (por la razón que sea) de interpretar con precisión la razón por la cual se esta comportando de tal forma. Suele reducirse a que el tipo está tan envuelto por la chica que prefiere ceder y perdonar o justificar su comportamiento que verlo como lo que realmente es. Es decir, es mas fácil llamarlo ‘mensajes confusos’ o intentar aceptar que las mujeres son inconstantes y caóticas, que en realidad es una forma de racionalizar el seguir enganchado, por así decirlo, por la simple razón de que no tienen ninguna otra opción real ni viable con otras mujeres. Cualquier mujer que este muy interesada en un hombre no necesita (ni tiene alguna motivación) en tener comportamientos que puedan comprometer su estatus con él (con el riesgo de que el la deje). Todas las mujeres sin embargo van a tirarte pruebas de mierda, y los hombres lo pasaran o no, pero una prueba es mucho más facil de reconocer cuando consideras el contexto en el cual te la tiraron.

La mayoría de las veces las mujeres dicen la verdadera verdad a través de sus acciones, solo que la comunican de una forma que los hombres no pueden o no quieren entender. Soy un firme creyente en el principio psicológico de que la única manera de determinar la motivación real y/o la verdadera intención de alguien es observar su comportamiento. Solo se necesita comparar el comportamiento y los efectos de ese comportamiento para hacer una correlación con sus intenciones. La mujer le comunicaría una gran cantidad de información y de verdades al hombre si solo este estuviera dispuesto a aceptar su comportamiento como parte de su comunicación, y no, como sucede mas a menudo, tomara exclusivamente sus palabras como la única realidad. El hombre necesita entender que esa verdad que ella revela en su comportamiento suele ser una verdad que el no quiere aceptar.

Nos frustramos porque las mujeres se comunican de forma diferente que nosotros. Ellas se comunican disimuladamente, los hombres se comunican abiertamente. Los hombres transmiten información mientras que las mujeres transmiten sentimientos. Los hombres priorizan el contenido, las mujeres priorizan el contexto. Una de las grandes mentiras fomentadas por la feminización del ultimo cuarto de siglo es la expectativa de que las mujeres son igual de racionales que los hombres, y que se inclinan hacia la resolución analítica de problemas como ellos. Esta mentalidad igualadora es la que engaña a los hombres y los hace creer de que las mujeres se comunican de igual manera que ellos. De ninguna forma quiero disminuir a las mujeres en su capacidad de resolver problemas por si mismas, pero es bastante obvio que las mujeres tienen una manera muy especifica de comunicarse. Estudio tras estudio científico que nos ilustra la capacidad natural de las mujeres de comunicarse de forma compleja (al punto de probar estos estudios que sus caminos neurales son diferentes que el de los hombres) se nos muestra con orgullo por los medios femenizados como prueba de los méritos innatos de la mujer (por ejemplo ellas pueden hacer varias tareas a la vez, el hombre no), sin embargo, como hombres, se espera que aceptemos eso de que “ella dice lo que quiere decir y quiere decir lo que dice”. La realidad es que las mujeres, de forma innata tienen una mayor capacidad para entender la multitud de matices que se comunican de una forma mucho mas efectiva que los hombres. La mejor ilustración de este cambio generacional de entre los sexos se puede tener al observar los métodos de comunicación en las heroínas de la ficción actual. ¿Cómo sabemos que es una mujer fuerte? La primer pista es que se comunica de forma abierta, centrada en la información, tal y como hacen los hombres.

No necesitas ser un médium para entender la comunicación disimulada de las mujeres, solo tenes que ser observador. A menudo se requiere una paciencia que los hombres simplemente no tienen, así que terminan declarando a las mujeres como tramposas, inestables o confabuladoras según les parezca. Incluso a los Hombres que son lo suficientemente observadores, que toman nota mental de lo que realmente están viendo, les termina pareciendo algo irracional e ineficiente. ¿Y por qué no les debería parecer eso? Somos Hombres. Nos comunicamos (en general) con información, de forma deductiva y racional, ese es el estilo abierto de comunicación de los hombres. Franco, al punto, resolvé el problema y pasá al siguiente. En contraste la comunicación Femenina parece una locura, es un método de comunicación altamente disfuncional… o para ser mas específicos, es una forma infantil de comunicarse. ¡Es lo que los niños hacen! Dicen una cosa y hacen la otra. Hacen rabietas y reaccionan emocionalmente a todo.

Si, lo hacen. Y la mayoría de las veces obtienen lo que realmente buscaban – atención. Las mujeres estarán locas, pero deliberadamente locas. La comunicación disimulada nos frustra tanto a nosotros como la comunicación abierta las frustra a ellas. Nuestro idioma no tiene arte como el de ellas, por eso es que para ellas nos vemos como torpes, tontos o simples. Es la misma razón por la que pensamos que la manera femenina de comunicación es confusa, incluso aleatoria. La diferencia es que esta confusión y frustración es utilizada. Mientras tanto las mujeres sigan siendo difíciles de comprender, mientras sigan siendo criaturas caóticas e irracionales que los hombres no deben esperar poder entender (pero siempre ser capaces de disculpar), pueden operar sin estorbos hacia sus objetivos. “Tontito, nunca vas a entender a las mujeres, date por vencido” es modus operandi. Una vez que terminas aceptando esto, ella termina ganando de por vida una forma de excusarse por cualquier cosa que haga. El mito de la ‘Mística Femenina’ y la prerrogativa de la mujer (para cambiar su parecer) depende por completo en este método de comunicación disimulado.

Muchos hombres terminan diciendo cosas como “¡Las mujeres son malvadas y manipuladoras! ¡Pónganse las pilas y hagan lo correcto, decir una cosa y hacer otra solo las hace hipócritas!” y por supuesto que en esto juega una parte nuestra naturaleza racional al hacernos escuchar abiertamente exponiendo la comunicación disimulada de las mujeres. El llamamiento a la moralidad solo funciona a su favor, porque con solo admitir la evaluación que el Hombre hace sobre ella logra que el piense que ‘esta convenciéndola’. Como Hombres, terminamos tan condicionados por la Mística Femenina de esperar que sean tramposas que cuando repentinamente una mujer se utiliza los métodos y formas de comunicación masculinas para coincidir con nosotros terminamos pensando de que tuvo una epifanía, que vio la luz. “Guau, esta mina si que es especial, es una de las pocas que parece entender”. Y lo va a hacer en tanto le convenga. Cuando deje de convenirle, la Mística Femenina va a seguir ahi para explicar y disculparla inmediatamente.

Alguna vez te pasó de estar en un ambiente social, quizá una fiesta o algo parecido con una novia o una mujer con la que salias, cuando repentinamente y de la nada te dice al oído “uuh, ¡¿viste la forma en la que me miro esa mina?!”. Vos estabas ahi mismo, físicamente presente, viste a la mina de la que te esta hablando, y sin embargo no registraste una goma de lo que te esta diciendo (otro ejemplo puede ser si comprando algo en una tienda tu chica se pone loca contra la vendedora porque “te está seduciendo mientras compras”). La preferencia femenina a las comunicaciones disimuladas se ve en mujeres tan pequeñas como de 5 años. Prefieren pelear en el ámbito psicológico, mientras que los niños pelean en el ámbito físico. Las mujeres pelean por la dominación de su propio grupo de pares amenazando con el ostracismo (o sea con sacarlas del grupo). “Si haces X dejo de ser tu amiga” es el mismo nivel de amenaza para una niña que el “Si haces X te cago a piñas” de los niños. Esta dinámica va volviéndose mas compleja a medida que las niñas entran en la pubertad, la adolescencia y luego la adultez, sin embargo a pesar de eso el método de combate psicológico se mantiene. Su método de comunicación disimulada, este uso de la insinuación, lenguaje corporal, apariencia, comunicación indirecta, gestos, etc. conlleva mucha mas información que nuestro método abierto y directo. Puede que a los Hombres nos parezca más eficiente lo nuestro, pero no cumple con el mismo propósito.

Las mujeres disfrutan más de la comunicación en si que de la información que se está transmitiendo. No es un problema a resolver, sino que la comunicación es lo principal (el cómo, no el qué). cuando un zoquete le da todo lo que tiene de una siempre pensamos, que si, ya fue, no hay mas misterio, el ya no es más un desafío, ¿Por qué seguiría interesada en el?. Y esto es verdad, pero la razón por la que se pierde la intriga es porque ella termina perdiendo el potencial de estimular esa necesidad de comunicación.

Por último cabe aclarar que las mujeres si utilizan el método de comunicación abierto cuando les resulta útil. Cuando una mujer dice algo de una forma en la que no deja margen para ser malinterpretado, podes apostar de que alguien la llevó a ese punto a la fuerza, ya sea por miedo o simple exasperación por que sus métodos sutiles no funcionaron. “¿No podemos ser sólo amigos?” es un rechazo disimulado. “¡Salí de acá enfermo!” es un rechazo abierto. Cuando una mujer termina optando por el mensaje abierto, es porque se quedó sin opciones. El anterior es un ejemplo muy claro de esto, pero estate atento, cuando una mujer llora, te grita o te hace un ultimátum es porque ya no tiene mas opciones y se vio forzada a utilizar tus método abierto de comunicación.

De igual manera, los hombres podemos aprender y dominar el arte de las comunicaciones disimuladas. Los grandes políticos, generales, hombres de negocio, vendedores, y por supuesto hasta los Chamulleros utilizan la comunicación sutil para lograr sus propios objetivos. No es correcto pensar que las comunicaciones disimuladas son deshonestas o amorales, ni siquiera es correcto pensar que tienen un contexto moral. Simplemente es una manera de cumplir tus fines, y lo único ético o no ético es ese fin, no el medio.

(Enlace al original en Ingles)

Relato / Marco mental / Frame

Regla de oro de Tomassi #1

El relato es todo. Estate siempre alerta sobre el balance subconsciente de quien es el Relato sobre el que estas actuando. Controla tu Relato siempre, pero dando la impresión de que no lo estás haciendo. 

El concepto de “relato” es otra idea efímera que necesitaba un término en los comienzos del gran despertar masculino de este siglo. Si la memoria no me falla, creo que fue ‘Mystery’ quien tomó lo que en realidad es un principio psicológico muy rudimentario pero a la vez bien definido. En términos psicológicos, el relato es una narrativa personal que sucede en el subconsciente, que es admitida mutuamente, y bajo cuyos auspicios se influenciará a la gente.
La capacidad personal de tomar decisiones personales, decisiones para el bienestar, la inversión emocional, creencias religiosas y persuasiones políticas (entre muchas otras cosas) se ven siempre influenciadas y sesgadas por el ‘marco mental’ y la narrativa psicológica bajo la que seamos mas propensos a aceptar como normalidad.

Lo que en la Red Pill llamamos relato sería lo que cada uno tiene como “marco de trabajo mental”, la forma en la que percibís al mundo, la manera en la que ves la realidad. En sí es una forma de ver la vida que es tuya propia y a la cual tu pareja se tiene que adaptar, o vos adaptarte a la forma de ver la realidad de tu pareja. El relato es la forma en la que vos te contás tu propia vida, tus propias experiencias y la forma en la que te explicas a vos mismo las razones por las que actuás.

El concepto de relato cubre muchísimo aspectos de nuestra vida diaria, algunos de los cuales somos consientes, mientras que otros no tanto, sin embargo siempre nos vemos influenciados de forma pasiva por el relato. Sin embargo, lo que a nosotros nos importa en términos de las relaciones entre los sexos es la forma en la que el relato configura el entorno, la atmósfera, la ‘realidad’ en la que nos relacionamos tanto con las mujeres a las que encaramos en un bar como a las relaciones que tenemos con mujeres con las que vivimos 20 años. Un hecho importante para tener en cuenta, antes de que se me pase con tanto detalle, es que hay que entender que el relato NO ES poder. El hecho de controlar el relato puede resultar como un ejercicio de poder para algunos, pero voy a ser bien claro desde ya que el concepto de relato es el de quién es la ‘realidad’ sobre la cual elegís actual en relación con una mujer. El concepto internalizado de relato en ambos sexos se ve influenciado por nuestro adoctrinamiento cultural, socialización, condicionamiento psicológico, crianza, educación, etc… pero seamos claros, solo podes operar bajo un relato, ya sea el tuyo propio o el de ella. Y entendé que el balance del relato suele fluctuar seguido. El relato es fluido y va a nivelar por su cuenta cuando encuentre un déficit o un excedente, o cuando se le aplica voluntad para cambiarlo. Las fuerzas que influyen ese déficit o sobrante o voluntad son irrelevantes – solo es necesario saber que las condiciones del marco mental sobre el que actuás va a cambiar gracias a ellas.

Relato Pre-RLP (Relación a largo plazo)
A menudo veo personas en Internet lamentándose por la pérdida del relato – “¿Perdí mi relato, como lo recupero?” La mayoría de las veces los hombres creen que porque una mujer les dio al inicio muchos Indicadores de Interés (IDI) o porque ‘realmente estaba muerta con ellos’ al principio, se debía a que era porque ellos tenían un buen ‘relato’. Esta situación es otra idea desafortunadamente equivocada sobre el relato – y le echo parcialmente la culpa a la cultura del Chamullo – el tema es que el relato no afecta el nivel de interés. El solo hecho de que una mujer se vea atraída a vos no quiere decir de que está lista para ‘entrar en tu realidad’.
El hecho de que ella ingrese en tu relato puede ser el resultado de esa atracción, pero de ninguna forma lo garantiza. De hecho, en el ambiente social actual, esperaría que cualquier mujer resista con uñas y dientes el entrar en el relato de cualquier hombre. Esta es la razón por la que las mujeres evolucionaron la tendencia natural y subconsciente de hacer pruebas de mierda; para poder verificar la legitimidad del relato de un hombre.

La mayoría de las incongruencias en la Seducción surgen alrededor de la inhabilidad del hombre en establecer su relato y por ende terminar en el relato de la mujer. Lo irónico de esto es que de alguna forma instintiva comprendemos el desequilibro del relato cuando nos sucede. Si sentís como que te están liderando o que te están haciendo esperar por sexo, es porque estas actuando bajo su relato. ¿Te sentís en ‘Amigolandia’ o aceptaste los términos para sólo ser amigos? Estas en su relato.

Lo ideal es que la mujer entre en tu realidad. El deseo genuino (sin negociar) que tiene por vos depende de que vos establezcas encubiertamente esa narrativa. Los hombres famosos, hombres con notable riqueza y estatus, y los hombres con una abrumadora prueba social tienen muy poca dificultad en definir el relato – de hecho no pueden evitar definir un relato de una forma abierta. La mujer desde el vamos quiere entrar en ese mundo. Quiere una asociación fácil con un hombre que definitivamente prueba ser una necesidad para otros y que le ofrece a su hipergamia no solo una fantasía cumplida, sino un alto nivel de afirmación personal al ser la elegida por sobre las demás mujeres por un Hombre de tamaña grandeza.

Lamentablemente ni vos ni yo somos este Hombre, ya que solo existe como una idealización femenina. sin embargo, es importante entender cuál es el papel de la hipergamia para el establecimiento del relato. El Hombre que acepta sin inmutarse la naturaleza hipergamica de la mujer la tiene mas fácil al establecer su relato desde el principio. Puede ser que ni vos ni yo seamos ese tipo famoso con un control del relato automático y abierto, pero podemos llegar a ser una forma reducida de Él, dependiendo de nuestras propias condiciones y de las condiciones de las mujeres con las que elegimos asociarnos. La pedestalización (léase: ponerlas en un pedestal como si fueran un prócer, intocables) constante que reciben las mujeres de la mayoría de los hombres es un resultado directo de aceptar el relato de la mujer como el único relato. Es medio difícil para los hombres ‘enchufados’ la comprensión de que no solo pueden, sino que deberían ejercer control sobre el relato para poder establecer una relación saludable a futuro. No es una sorpresa tampoco, considerando que cada una de las facetas de su entendimiento social sobre el relato de los géneros que tuvieron durante casi toda su vida siempre fue por defecto hacia el lado femenino. Ya sea que fueron condicionados por los medios de comunicación o porque así fue como vieron que se comportaban sus padres Beta, para la mayoría de los hombres de la cultura occidental, la realidad femenina es la norma en la que viven. Para poder lograr establecer un relato saludablemente masculino, el primer paso es lograr deshacerse de esos preconceptos de que las mujeres controlan el relato por defecto. No solo las mujeres no lo controlan por defecto, sino que tampoco quieren controlarlo.

Relato Post-RLP
En la mayoría de los matrimonios contemporáneos y convivencias RLP, las mujeres tienden a ser la principal autoridad. Los hombres buscan el “permiso” de sus mujeres hasta para intentar hacer las actividades mas mundanas, cuando la realidad es que cuando estaban solteros ni siquiera se les ocurría pedir permiso a alguien por ellas. Tengo amigos casados que me dicen cuan ‘suertudos’ son de haberse casado con una esposa tan comprensible que los ‘deja’ mirar fútbol en la TV de la habitación de los chicos…. cada tanto.

Estos son solo un par de ejemplos de hombres que se casaron mientras sus mujeres tenían un control total sobre el relato. Estos hombres viven en su realidad, porque cualquier cosa puede convertirse en normal. Lo que estos hombres no se dan cuenta es que el relato, como el poder, aborrece el vacío. Cuando una mujer sufre la ausencia de esa sensación de seguridad que busca en el relato masculino, esta necesidad de seguridad la fuerza a ella a auto-proveerse de seguridad para si misma. Así es como se esta convirtiendo en algo común que los hombres de la cultura occidental sean cornudos y sumisos, mientras que las mujeres controlan controlan las finanzas, ganan la plata, toman las decisiones, autorizan las actividades de sus maridos y reparten los castigos. La mujer está buscando esa seguridad que el hombre con el que se juntó no puede proveerle.

Es de vital importancia para la salud de cualquier RLP que un hombre establezca su relato como la base sobre la cual se define cómo van a vivir juntos desde antes de que se reconozca cualquier tipo de compromiso formal. Como dije al principio, el relato va a ser fluido y hay condiciones que van a influenciar sobre su balance, pero la temática general de la relación necesita ser liderada y moldeada por vos, el hombre. Incluso las mujeres profesionales, influyentes e intelectualizadas ansían que el hombre correcto llegue a definirles el relato en su vida. Puede que lo resistan con uñas y dientes, pero al fin de cuentas es lo que va a lograr el balance mas saludable para la relación. Hoy por hoy hay una creciente contracorriente de mujeres de mediana edad cuestionándose y lamentándose sus decisiones pasadas que las llevaron a seguir solteras pasados los 35. Y comparando sus lamentos sobre todos sus errores, lo que se puede ver que tienen en común es que todavía se rehúsan a reconocer el relato de un hombre, ese relato que su “feroz independencia” no les permite aceptar fue exactamente lo que sus egos actuales desean desesperadamente ahora que son mas grandes.

Caballeros, tienen la obligación de establecer el relato en cualquier relación monógama que tengan. O entran ustedes en su realidad o hacen que ella entre en la de ustedes.

(Enlace al original en ingles)

El manifesto de la Red Pill

Preámbulo

El siguiente documento encarna una serie de principios que definen los principios y creencias de la comunidad Red Pill. Este articulo fue escrito con el objetivo de que se pueda leer fácil y brevemente, con enlaces a discusiones relevantes en cada tema según corresponda. La información incluida es extensa, pero no exhaustiva. Espero poder ir ampliando este documento año a año, agregando mayor profundidad a cada tema a medida que pase el tiempo.

FEMINISMO E IGUALDAD

Las feministas afirman que quieren igualdad, pero lo que realmente quieren es tener derechos sin tener responsabilidad. Desean tener tanto a los privilegios masculinos como a los femeninos, alterando así el equilibrio entre géneros. Quieren que los privilegios de ser mujer (tales como ser mantenidas económicamente, conseguir oportunidades sólo en función de su belleza y la protección contra el daño físico por otros), así como el privilegio masculino (autoridad, el respeto por tener una carrera, a no ser juzgado tan duramente basado en la apariencia, etc.), ignorando la base biológica de cómo los sexos se perciben entre sí en la afirmación (falaz) de que “¡todo es una construcción social!” y todos “somos lo mismo” cuando evidentemente este no es el caso.

FALENCIA LÓGICA DE LA MUJER E IMPREVISIBILIDAD

Las mujeres son irracionales e inconsistentes, tienen una capacidad para la lógica, pero no es su modus operandi, es decir que tienen que hacer un esfuerzo para ser lógicas, ya que no es algo que les sea natural. Una mujer lógica es fácil de quebrar; las mujeres son fáciles de confundir. Sus decisiones se basan en su estado emocional actual en lugar de la abstracción de la lógica. Es esta tendencia a cambiar tan rápidamente, que les lleva a actuar de manera inconsistente y contradictoria. La dinámica del deseo.

MAQUIAVELISMO FEMINISTA

Las mujeres son maquiavélicas por naturaleza, esto significa que son relativamente eficientes en manipular al típico hombre. La base teórica de la evolución de esto es que debido al menor tamaño e inferior musculatura, las mujeres tuvieron que aprender a usar los hombres como herramientas en vez de directamente oponerse a ellos en un conflicto físico (en el cual sin duda perderían, excepto en algunas pocas excepciones), debido a esto ejercen la violencia mental más que la física. La violencia física es ilegal mientras que el abuso mental no es, esto permite que las mujeres se salgan con la suya, sin tener que rendir cuentas ante la ley. La ley no legisla moralidad interpersonal en esta medida. Donde el instinto del hombre es golpear, el de la mujer es hacer mierda la mente de su oponente. La moralidad no es otra cosa que la manipulación social.

LEY DE PARETO APLICADA AL SEXO

El 20% de los tipos se están cogiendo al 80% de las mujeres. Las mujeres apuntan para arriba, los hombres se conforman hacia abajo y esto fue creando una desigualdad social cada vez mayor. Una mujer prefiere compartir un macho superior con otras, que tener un macho inferior para si misma.

CUESTIÓN RACIAL Y EL PODER

Raza: No importa la raza. Todas las barreras raciales son superadas por el poder, el dinero es poder, si vos sos un 5 asiático con 5 cm. de pija que hace que las minas se rían, si tenés un saldo bancario valuado en los millones es seguro que vas a poder tener sexo de todos modos.

LA HIPERGAMIA

Las mujeres son hipergámicas (van a buscar siempre el mejor macho que puedan, incluso aunque tengan que cambiar el actual). Se sienten con derecho a un compañero superior. Hay que ser más rico que ella o, al menos, igual de rico, más educados que ella o, al menos, igual de educado. Vos necesitás ser más atractivo que ella o por lo menos igual. Necesitás ser más popular de lo que ella es o por lo menos igual de popular. Podes compensar un área (aspecto físico, dinero, estatus) con otra, pero si vos sos peor en al menos 2 áreas olvidate, te considerará inferior a ella.

DINÁMICAS DE LA ATRACCIÓN

Si una mujer piensa que ella es mejor que vos no te puede respetar, si no te puede respetar no te puede amar. Las mujeres aman a los hombres de manera diferente a la forma en que los hombres aman a las mujeres. El amor de la mujer se basa en la adoración, la adoración es una cantidad concentrada de respeto. El respeto se deriva del poder. Volvete poderoso si querés ser amado, o nunca vas a ser amado. Lo único que sentirás será el desprecio por ser débil. Mujeres enamoradas.

EL ESTOICISMO

Las mujeres dependen de los hombres emocionalmente estoicos, es decir, tenés que ser mentalmente fuerte para que pueda apoyarse en vos, para que ella te vea atractivo. No te podés apoyar en ella, si, hay una doble moral, si te apoyas sobre ella la relación se viene abajo ya que ella no va a ser capaz de manejar sus problemas y por ende ya no te encontrará atractivo.
Sos un hombre. Vos tenés que ser mejor que ella, lo que significa ser más fuerte que ella. Esta es la razón por la cual las mujeres pueden ser emocionales y nosotros tenemos que ser no reactivos, somos fuertes e ignoramos nuestras emociones así ellas pueden disfrutar de sus emociones y disfrutar del paseo. Les resulta mucho más difícil ser lógicas y por lo tanto es nuestra carga de ser los más razonables.

LOS LIMITES

Siempre tenés que establecer límites, con todo el mundo. No seas una presa fácil. Este es probablemente el punto más importante de todos.

Las mujeres tienen poca simpatía por los hombres débiles.

DEBILIDAD Y SOLIDARIDAD SOCIAL

Las mujeres no se interesan por la debilidad masculina y tampoco lo hace la sociedad, si vos sos débil, deprimido, pequeño, pobre, sin educación, inseguro, a nadie le importa. Las personas sólo se preocupan por vos cuando sos un hombre poderoso o una mujer bonita. Te las tendrás que arreglar sin ayuda de nadie, porque a nadie le importa un carajo lo que te pase. La sociedad siempre tendrá una red de seguridad para las mujeres, los “caballeros blancos” se encargan, el Estado proveerá, etc. Nosotros como hombres no tenemos ese lujo, aún así, nuestra propensión y habilidad para obtener y ganar poder es mucho mayor que la de una mujer, pero también nos podemos hundir muchísimo más hasta el fondo que ellas. Los hombres valoran amor, pero las mujeres aman el valor.

EGOÍSMO DE LA MUJER

Las mujeres son más egoístas que los hombres en cuestiones de dinero y amor. Se espera que el hombre sea sacrificado, pero la mujer no. Los verdaderos Románticos

EL AMOR PRAGMÁTICO Y EL AMOR INCONDICIONAL

Las mujeres aman de manera pragmática y no tienen capacidad de amar incondicionalmente en parejas románticas, sólo a sus hijos. Los hombres pueden amar a las mujeres de manera incondicional. Hay una jerarquía de amor: Hombre> Mujeres> Niños.

LA MUJER Y LA MENTALIDAD DE GALLINERO

Las mujeres, independientemente de la situación, si tienen que elegir entre defender a una mujer o defender a un hombre, defenderán a la mujer. Esto se llama lógica de gallinero y va más allá de nuestra lógica o sentido común. Es una reacción puramente emocional.

EL ALFA COGE, EL BETA PAGA PARA COGER (AF/BB)

Las mujeres tienen una pluralidad sexual, si sos un buen tipo con dinero te verán como potencial marido, y tendrás sexo con ella después de 12 citas, cuando esté tan borracha de que se olvide de que no le resultás atractivo, simplemente lindo. Si sos un idiota con músculos y actitud alfa, te la podrás coger luego de 2 horas de charla (o menos). Llamamos a esta pluralidad sexual : “alfa fucks, beta bucks” (el alfa coge gratis ,el beta paga para coger o AF/BB).

CORRUPCIÓN DE LA LEY Y EL ESTADO EN EL DERECHO FAMILIAR

La ley da prioridad a la seguridad de la mujer y el bienestar sobre la lógica, el honor y la justicia. El derecho de familia se ha corrompido y ahora está controlado por el dogma ideológico feminista. Las constituciones máximas equitativas son reescritos por los estatutos modernos, Rollo Tomassi del Hombre Racional hicieron un artículo muy relevante sobre este tema aquí (en inglés).

MADRES SOLTERAS Y SU LEGADO A LA SOCIEDAD

Las madres solteras [normalmente] crían hombres inmaduros (sin intervención externa.) Los niños hacen poco excepto jugar con su xbox y comer pizza sin ninguna dirección en su vida, tienen poca suerte con las chicas y terminan borrachos y drogadictos a los 40 años. Hoy por hoy hay más mujeres en la educación que los hombres. Pensá en esa situación por un segundo. El sistema se ha creado en contra nuestra.

HACERSE HOMBRE

Los hombres no nacen, se hacen. La pobreza, la dificultad, la angustia, la opresión, dolor – estas son las cosas que forjan la personalidad. Es por eso que encontraste a La Red Pill. Esto explica por qué los niños regresan de las guerras como hombres. El conflicto y el dolor es lo que forja la mentalidad masculina, los hombres no pueden crecer sin conflictos y aprender de sus errores, los hombres necesitan aplicar sus mentes lógicas a los problemas que surgen, elevarse y trascender su ser anterior a un ser más poderoso. Los hombres nunca nacen, ellos siempre se hacen en los sangrientos campos de batalla y la guerra ya sea económica, física o mental. Un hombre es un soldado de diferentes tipos, un hombre ha aprendido a reprimir su miedo por lo que puede superar y lograr.

SER LA ROCA EN LA TORMENTA

Las mujeres necesitan más de los hombres que los hombres necesitan a las mujeres. En general los hombres quieren sexo y tal vez una familia, para que tener un linaje genético a quienes entregarles sus bienes y conocimientos mundanos antes de morir (para así poder seguir viviendo a través de su descendencia), sin embargo las mujeres necesitan de los hombres por sus mentes lógicas y consistencia estoica, para hacerla sentir estable emocionalmente, “es la roca en la tormenta”, y también necesita un socio sólo para “sentirse completa.” Basta con mirar a los hogares de madres solteras y todas las mujeres de edad avanzada que son solteras, son miserables. Estas mujeres necesitan un hombre para ser feliz, los hombres no necesitan las mujeres para ser feliz, los hombres necesitan SEXO para ser felices. Un soltero no es un hombre infeliz, una mujer soltera si lo és.

LA MUJER OCCIDENTAL Y SU COMPLEJO DE SUPERIORIDAD

Las mujeres occidentales tienen un complejo de superioridad y provienen de una posición psicológica de pensar que son mejores que vos. Ellas creen ser lo mejor del mundo pese a sus numerosas inseguridades, porque se han planteado ver a los hombres como instrumentos para sus deseos, les han dicho que deben ser impresionadas, que un hombre le debe dar de comer y beber y en última instancia, la responsabilidad está en él para ganar su corazón , ella se obsesiona sobre su estado civil frenéticamente y se pone linda, pero en última instancia, su papel es totalmente pasivo. Ella viene de una posición de superioridad e ilógicamente cree que es superior a todos, pero el más alto valor pertenece a los hombres. Parte de la Red Pill es darse cuenta de que su capacidad de brillo es inferior a la suya, lo que me lleva al siguiente punto.

DEVALUACIÓN DE LA MUJER POR EL PASO DEL TIEMPO

Las mujeres se devalúan como los activos de una empresa, su principal activo y único punto de venta es su belleza sexual y su fertilidad. La mayoría de ellas dilapidan sus mejores años en “montar la calesita de pijas (CC o Cock Carrousel en inglés)”, que significa cogerse un montón de diferentes tipos en discotecas, que tienen aventuras amorosas, ser generalmente irresponsables e ir por la vida en modo fácil, salir adelante sin verdadero talento, solo porque son bonitas. Nacen mujeres, su capacidad para concebir hijos es lo que las hace valuables a las mujeres.

TOMAR RIESGO COMO PARTE DE SER HOMBRE

Los hombres toman más riesgos que las mujeres y se espera que lo hagan, ser temeroso, inseguro o tener aversión al riesgo, siendo un hombre, lleva al fracaso. Vos tenés que estar dispuesto a la confrontación y a asumir riesgos.

VALOR DE MERCADO SOCIAL

El valor de mercado social (SMV en inglés) es todo, cuando un hombre de bajo valor les dice algo (un piropo) es “asqueroso” (creepy en inglés), en cambio, cuando es dicho por un hombre alto valor es “excitante” o “sexy”. El SMV siempre está centrado en la apariencia física ,esto te va a hacer la vida más fácil en todos los ámbitos, pero no sólo es sexual, debés estar bien financiera y económicamente, vestir bien y tener algo de cultura general. Todo eso forma el SMV. Cuanto más alto mejor. Siempre debés buscar mejorar, sino no se puede competir en el mundo y tu vida será miserable, anestesiado por nada más que la introversión de las cuatro paredes donde vivís, sedandote con la playstation, pornografía, pizza y algunos amigos en línea. Liberate de la mediocridad.

COMO MEJORAR

Tu dieta y ejercicio influyen directamente en tu capacidad de utilizar tu potencial. La obesidad y comer mal generan baja energía y así perdemos mucho tiempo siendo improductivos, ya que no estamos en condiciones de hacer nada. Vos necesitás tomar control de tu cuerpo y cuidarlo, a cambio tu cuerpo va a permitir que tu mente pueda ejecutar tus planes. Debés ser físicamente activo para poder poner tus planes en acción. La dilación es el veneno de acción lenta de quien vive un estilo de vida sedentario. Las personas físicamente activas hacen que las cosas sucedan en otras áreas de su vida también. El ejercicio es vigorizante. Dejá de aplazarlo. Hacelo. Tu cuerpo es el templo que alberga tu mente, a raíz del punto anterior cuanto más alta tu testosterona mejores serán tus habilidades y te sentirás con más energía, que te dará un torrente de energía como ninguna otra cosa y aumentar aún más tu T. Creará un ciclo de retroalimentación positiva. Trotar / hacer cardio – correr es como una droga, te vas a sentir increíble después de un trote, tu ansiedad se va y tu confianza aumenta. Los efectos son acumulativos y se apilan para convertirse en parte de tu personalidad.

(Enlace al original en Inglés)

La dinámica del deseo

El deseo no se negocia.

Este es un principio básico que la mayoría de los hombres y gran mayoría de las mujeres ignoran  por completo. Una de las preguntas mas comunes en lo que respecta a problemas personales es del estilo “¿Cómo hago para que me vuelva a amar?”. Usualmente esto se traduce en el hombre buscando alguna metodología que le permita devolver a su relación a un estado anterior donde una mujer apasionada no podía dejar de buscarlo y desearlo. Seis meses después de esa cómoda familiaridad y la emoción se esfumó, aunque la realidad es que lo que desapareció fue el deseo genuino.

Usualmente es en esta etapa cuando el hombre recurre a la negociación. A veces puede ser sutil, como hacer cada vez mas cosas por ella con la esperanza de que ella va a ser reciproca volviendo al fervor sexual que solían tener. Otras veces un matrimonio puede ir a un consejero de parejas para “solucionar sus temitas sexuales” y ahi negociar los términos de su conformidad sexual. El promete lavar los platos y la ropa más seguido a cambio de que ella finja volver a tener interés sexual por el.
Sin embargo, no importa cuales sean los términos negociados, no importa cuan grande sea el esfuerzo que el haga para merecer una recompensa, el deseo genuino sigue sin estar ahi. De hecho es peor, ya que ella ahora se siente peor por no tener ese deseo por le cual su pareja esta esforzándose tanto.

La negociación del deseo

Solo lleva al cumplimiento obligado. Es por eso que su respuesta sexual luego de la negociación es tan pobre, y también es la causa por la cual se frustra todavía más. Puede ser que ella ahora esté sexualmente más disponible para el, pero esa experiencia sin entusiasmo nunca es la misma que la que tuvieron cuando recién se conocían y no había necesidad de ninguna negociación, y solo existía el deseo espontáneo de el uno por el otro.

Desde la perspectiva masculina, especialmente desde la perspectiva del macho beta, negociar el deseo puede aparecer como una solución racional al problema. Los hombres suelen depender de manera innata en su capacidad por el razonamiento deductivo; también conocida como la lógica “si tal cosa, entonces tal otra”. El código en general se parece a esto:

Necesito sexo + mujer tiene el sexo que quiero + consultar con mujer sobre condiciones para el sexo + cumplir pre requisitos para el sexo = el sexo que quiero.

Tiene sentido, ¿No? Es economía básica, pero este razonamiento se construye en base a una premisa que requiere que la mujer se auto-evalúe con precisión. El deseo genuino que solían experimentar al inicio de su relación, se basaba en un conjunto totalmente desconocido de variables. Comunicar de manera directa el deseo de recibir deseo recíproco crea una obligación, y a veces hasta un ultimátum. El deseo genuino es algo a lo que una persona debe llegar -o ser guiada- por su propia voluntad. Podes obligar a una mujer con amenazas para que cumpla y se comporte de una forma que vos quieras, pero no podes hacer que quiera comportarse de esa forma. Una prostituta te va a cojer a cambio de tu plata, pero eso no quiere decir que ella quiera cogerte.

Ya sea en una relación a largo plazo o una relación casual, buscá que exista el deseo genuino en tus relaciones. La mitad de la batalla es saber que querés estar con una mujer que quiera por si misma agradarte y darte placer, y no estar con una que se sienta obligada a ello. Nunca vas a obtener deseo genuino utilizando métodos directos, pero podes guiarla indirectamente hacia ese lugar. El truco para provocar el deseo real es en no dejar que ella se entere de tus intenciones. El deseo real llega cuando ella piensa que es algo que quiere, y no algo que tiene que hacer.

(Enlace al original en Ingles)

Los hombres no están contentos

Mas o menos una vez al mes,  en algún lugar en Reddit, una mujer postea algo parecido a “Mi novio empezó de pronto a hacer cosas de la Red Pill y ahora ya no lo aguanto mas, quiero cortar” seguido de entre 4 a 6 párrafos explicando como ahora su novio es un forro abusivo y controlador que va al gimnasio y quiere sexo (porque estos rasgos son, por supuesto, muy, muy únicos de la Red Pill y cualquier hombre que los exhiba obviamente se conectó, nos encontró y lo terminamos arruinando con nuestras ideas).
Este tipo de hilos terminan siendo copados por nuestros detractores, quienes ansiosamente remarcan: “Ves? Ves?! La Red Pill no funciona! Solo sirve para romper relaciones y transformar a los hombres en unos forros!
Independientemente de que es y que no es el “Comportamiento Red Pillero”, estas situaciones se basan en ciertas asunciones equivocadas. Para aclarar, en estos ejemplos, las mujeres que se lamentan presuponen que, previo a los “cambios” que tuvo su hombre, había una relación buena, y que el se encontraba feliz con esa relación. A partir de ahí el chico arruina todo al leer las pelotudeces que decimos nosotros online -donde le decíamos como debía ser una relación real- al tratar de implementar todo lo que leyó.
Esto solo nos lleva a la siguiente pregunta: Si la relación estaba tan bien antes de que el novio encontrara la Red Pill, ¿Por qué termina el intentando cambiar las cosas? ¿Para qué se metió en Internet y buscó el consejo de otros hombres?
Si esta feliz con la relación de la forma en la que estaba, cual es la razón por la que esta buscando formas de mejorar su vida sexual y de volverse mas enérgico y directo?
Todo esto, por supuesto asume que:
  1. Las historias que se leen en Reddit son verdad
  2. El hombre realmente buscó y encontró la Red Pill y no fue solo que el chabón decidió dejar de chuparle las medias a la novia por cualquiera fuera la razón.

La Red Pill está acá porque los hombres no están felices. No quieren ser dulces y sensibles y hacer cosas por las mujeres todo el día para ser el “novio perfecto”, mientras tienen sexo mediocre una vez cada seis semanas. Ni pagar por citas caras, cenas, regalos, sacrificar tiempo personal para ser forreado y amenazado con cortar si por cualquier razón este comportamiento alguna vez merma.
No quieren dar masajes ni de espalda ni de pies, quedarse en casa un fin de semana al mes mientras su novia sale con las chicas, que le falten el respeto en publico ni que hablen mal de él a sus espaldas, que les sean infieles (pero fue solo un error sin importancia, posta que no cuenta!!) y que los regañen cuando tratan de decir algo de todo esto.
No quieren que una mujer se mude con ellos, sin dividir los gastos, que los presionen a una fiesta de casamiento a todo trapo, atar sus finanzas con alguien que gana la menos guita que él solo porque estuvieron “saliendo hace rato” y “ya es hora” porque “es lo que se supone que hay que hacer”.Por supuesto, todo esta bárbaro para estas novias, pero no para los hombres, todo es no feliz. No está todo yendo bien. Y los hombres están con las bolas llenas de todo esto.
Cuando un tipo de 28 años con una forra de novia hace 5 años tropieza con la Red Pill, lee historias de hombres no mucho mas grandes que él que no tienen novias. No necesitan novias porque tienen a cuatro o cinco minas que se están cojiendo regularmente sin estar en pareja. Apenas gastan plata en salidas o actividades. Ni se calientan en intentar impresionar a las mujeres. Pero las minas parece que no pueden tener suficiente de ellos.
Y lo que estos hombres hacen parece ser simple:

Ejercitar, enfocarse en sus carreras, practicar sus habilidades sociales y volverse seguros de si mismos, desarrollar habilidades útiles y hobbies interesantes -en esencia, dejar de perder el tiempo.

Lee libros de no ficción en lugar de novelas, mirá menos TV, jugá menos a los jueguitos, deja de pajearte con el porno, y usá ese tiempo para hacer algo que que haga física, mental o socialmente mejor.

La Red Pill le dice a los hombres que su tiempo es valioso, y que lo tienen que usar bien. De la mano con eso, la Red Pill le dice a los hombres que ya que su tiempo es su mas valioso recurso, dejen de gastarlo en mujeres cuando no estas obteniendo en retorno algo de igual o mejor valor. Si tu novia es fea, sexualmente no generosa, vaga o simplemente una forra insoportable que se cree que es una princesa y espera que hagas cualquier tipo de pelotudez por ella solo por el placer de tener una novia, ¿Vale realmente la pena todo el tiempo y energía que estas gastando? ¿Mas todavía cuando podrías estar haciendo algo que mejore tu vida realmente?

La Red Pill existe porque muchos hombres no están felices. Porque estas relaciones que supuestamente “están bien” están justamente no bien. Existe porque los hombres están dando tanto a sus mujeres y recibiendo tan poco en retorno, con la suposición de que solo existir -el mero hecho de ser una presencia en la vida de un hombre- es todo lo que una mujer necesita para convertirse en su máxima prioridad. Que los hombres deberían estar codeándose para poder ponerse en la fila y tener el derecho de decir “tengo una novia” y nada mas. Los hombres están hasta las pelotas de esto.
Los chicos en los hilos de Reddit sobre “mi hombre encontró la Red Pill y arruino nuestra relación” probablemente no estén yendo a sitios de Internet para leer un manual sobre como molestar a sus novias. Solo son tipos normales que saben, bien en el fondo de su ser que hay algo que está mal -que están desperdiciando sus vidas- y no están felices. No es culpa de sus novias, es la culpa de ellos mismos. Entonces deciden un día, por la razón que sea, de intentar tomar control de sus vidas, sus relaciones y construir algo que los haga sentirse orgullosos. Y los pasos 1 y 2 de este proceso requieren que te hagas respetar y de que vivas de la manera que querés, esperando de que la gente con la que te asocias (por ejemplo, tu chica) le agregue valor a esa vida en la misma cantidad en que vos le agregas valor a la de ella.

El resto del mundo llama a ese comportamiento como “ser un forro” y “arruinar relaciones”. ¿Cuan triste pueden ser? Perseguir la vida que querés con honestidad y seguridad, y esperar que los demás respeten su responsabilidad en la relación es el nuevo Hitler.

(Enlace al original, en ingles)